miércoles, 29 de marzo de 2017

Aprende a estar Sola

“La soledad es una buena consejera, estando sola sacas lo mejor de ti. La soledad es silenciosa, y te obliga a reconciliarte contigo misma y con todo el mundo. No hay porqué tenerle miedo a la soledad, pues puede llegar a ser tu mejor alidada.”
 No es malo estar sola; a veces es bueno estar sin amores, sin tantos problemas, o simplemente estar pensando sin tener que vivir a través de otra persona. He decidido estar sola por un tiempo, es algo que se puede hacer, incluso estando acompañada.
Quiero estar sola, para pensar, para saber y decidir qué hacer sin sentirme encerrada entre paredes y haciendo aquello que no me gusta. Quiero sentirme libre para ser yo misma, para descubrirme, para hacer lo que me gusta, e irme a cualquier lugar donde sólo estén las personas que yo quiero, mis padres, mis amigos, poder volver a hablar con ellos sin la presión de estar mirando relojes y horarios… quiero sentir libertad dentro de mi alma, quiero hacer aquellas cosas que ya tenía olvidadas, volver a reír hasta que me duela la panza, volver a caminar por las calles sin malos pensamientos hacia nadie… Verme muy guapa y mirarme en los cristales de los escaparates y sentir que nunca he dejado de ser linda aunque muchos traten de decirme lo contrario; con esa clase de personas no quiero estar.
Quiero alejarme de personas tóxicas que hacen mal para el espíritu, de los ruidosos que hablan mucho pero no dicen nada, y de toda persona nociva en mi vida… quiero fuera a todo aquel que no me haga ningún bien. También he optado por saber dar el cariño: tanto me dan, tanto doy; si no se preocupan por mí, yo tampoco lo haré, porque me amo más que a nadie y siempre creo merecer lo mejor. Y aunque es cierto que por mucho tiempo he vivido sometida a otras personas, esta vez seré yo quien decida mi vida.
Nada de sentirme deprimida ni amargada, porque eso es lo último que quiero ser; al contrario, yo soy una mujer feliz por abrir los ojos ante la vida y verla con los colores que yo quiera ponerle. A causa de mis malas experiencias podría ser una amargada deprimida, pero no soy así porque he decidido ser libre del pasado y las circunstancias, he tomado las riendas de mi vida, y seré yo quien decide sobre mi cuerpo y mente. Yo decido ser feliz. Puedo hacer todo esto sin perder mi corazón. Mi corazón siempre está abierto a recibir amor y a entregarlo a quien se lo merece, quiero tiempo para deshacerme de toda la mochila que por mucho tiempo llevo cargando, quiero sentirme liviana y dispuesta a dar lo mejor de mí. Siempre he pensado que las mejores decisiones de nuestras vidas se toman cuando estás en silencio y a solas, cuando te encuentras contigo misma y sabes que puedes mejorar tu estilo de vida.

Nunca se puede olvidar el pasado, pero tampoco hay que vivir en él, tengo la suficiente madurez como para volver a empezar nuevas etapas en mi vida, y así lo voy a hacer. Amiga, te escribo estas líneas porque quiero que pienses que siempre se puede volver a construir un mejor mundo para ti y los tuyos, no importa como seas, siempre serás una bella mujer mientras te ames a ti misma. Hay que lamerse las heridas, sacudirse y empezar una nueva vida, verás que hermosa será si tú lo haces por voluntad y no por imposiciones…

Pinterest: Valeria Rodríguez:

No hay comentarios:

Publicar un comentario